* Que se aplique la revocación de mandato en el presidente, no en mí, dice Cuitláhuac/ Místicos y Terrenales

* Que se aplique la revocación de mandato en el presidente, no en mí, dice Cuitláhuac

* El Pollo Pérez Fraga le dice a Cuitláhuac que todos los gobernadores habían apoyado el Carnaval de Veracruz

Marco Antonio Aguirre Rodríguez

¡Qué cosas!

Cuitláhuac García promueve la “revocación de mandato” para AMLO, pero no se quiere someter a ese ejercicio.

El gobernador Cuitláhuac García Jiménez utilizó parte de una conferencia de prensa para promover la participación en la revocación de mandato a la que el presidente Andrés Manuel López Obrador quiere someterse el próximo año.

Pero nada más para el presidente, pues él, no quiere que lo incluyan en esa figura.

Lamentó que este proceso no se le aplicó a los expresidentes Felipe Calderón Hinojosa y Enrique Peña Nieto.

Pero por dentro se vanaglorió y respiró descansado porque a él no lo someteran a esa cosa.

Con toda desfachatez, después de haber impedido que la revocación de mandato se le aplique, Cuitláhuac García dijo que esto “es un ejercicio democrático impulsado por la Cuarta Transformación al cabo de muchos años de lucha en los que no se escuchó la voz de la oposición”.

“Ejercicio democrático” al cual no está dispuesto a someterse.

Sin ninguna inhibición porque se esconde ante la revocación de mandato dijo que “el objetivo es regular y garantizar el derecho de la ciudadanía a solicitar, participar, ser consultada y votar la revocación de mandato de quien ocupa la presidencia de la República”.

Pero nada más la presidencia de la república, a su gobierno, no.

El 19 de octubre, el pleno del Congreso local, controlado desde sus oficinas a través de su alfil Juan Javier (Juanja, le dicen algunos) Gómez Cazarín, aprobó modificaciones a la Constitución Política del Estado para regular la revocación del mandato, pero también que este no se le pueda aplicar a Cuitláhuac García Jiménez.

De hecho están cuidando que tampoco se la pueden poner al próximo gobernador (como si tuvieran la plena confianza de que quien le suceda será parte de su grupo), con varios artilugios.

Son parte de las cosas que hacen sospechar que es cierto, que Cuitláhuac y su grupo cercano quieren que el candidato al gobierno del estado sea alguno de estos, no importa que su capacidad intelectual sea limitada, si ya se demostró que cualquiera puede ser gobernador.

Ah, y también porque puede ser que Rocío Nahle no sea la candidata al gobierno del estado, porque finalmente no es veracruzana.

Por eso también cuidaron lo de aplicar suficientes dificultades para la revocación en el próximo sexenio.

Ese 19 de octubre debió homologarse la modificación a la Constitución de Veracruz con la federal, pero en lugar de eso, se endurecieron los requisitos para aplicar la revocación de mandato en Veracruz.

La ley federal menciona que para hacer procedente el ejercicio se necesita el 3 por ciento del padrón electoral de 17 estados.

Pero aquí Cuitláhuac García metió que sea el 10 por ciento del padrón los que firmen para solicitar el ejercicio, distribuidos en cuando menos la mitad más uno de los municipios.

¡Un requisito tres veces mayor!.

Cuitláhuac ha tratado por todos los medios de que a él no le toque esto de la revocación de mandato, porque está más que seguro de que si se supedita a ese ejercicio, puede salir rebotando mucho antes de que terminen los 6 años de gloria en el poder gubernamental que le regaló el arrastre de López Obrador.

Por lo menos en eso sí parece tener consciencia.

Una de las cosas que hicieron, con toda desfachatez, fue retrasar el procedimiento, porque el periodo para homologar la ley estatal con la federal venció en julio pasado.

Y la aprobación se dio hasta el 19 de octubre.

Por si eso no fuera suficiente, pusieron como candado que la solicitud para el ejercicio de revocación de mandato se debe solicitar durante los dos meses anteriores al cumplimiento del tercer año de gobierno.

Esto es que el 30 de septiembre de éste año fue el último día para poder solicitar ese ejercicio.

¿Y cómo hacerlo si la propuesta de ley se aprobó el 19 de octubre?.

En mayo de 2020, el Congreso del Estado admitió una reforma electoral que fue declarada como anticonstitucional por la Suprema Corte de Justicia de la Nación, que excluyó la figura de revocación de mandato, porque desde entonces Cuitláhuac García buscó que se anulará el procedimiento para poderlo aplicar a su gobierno.

Por un lado dijo que estaba dispuesto a “someterse a lo que sea”, pero por el otro, se fue “con todo” para que su alfil Juan Javier (Juanja) bloquease la inclusión de esta figura revocatoria.

Obligados por la corrección de la SCJN el 29 de junio presentaron la nueva propuesta de reforma.

Pero fue demasiado pronto.

Se dieron cuenta de que si sacaban la ley en ese momento, aunque fuera a las prisas se podría armar un movimiento para pedir la revocación de mandato, y entonces metieron la iniciativa en “la congeladora”.

Todos sabían que existía la propuesta, pero pocos eran los que la habían visto.

La misma propuesta ya mencionaba que no podría aplicarse a Cuitláhuac García, porque sería “en perjuicio de derechos adquiridos, de forma especial respecto del candidato elegido para tal cargo el día 1 de julio de 2018, con la consecuente vulneración de sus derechos”.

Así que eso que dijo Cuitláhuac García de que estaba dispuesto a “someterse a lo que sea”, será en otras cosas, porque a la revocación de mandato, no.

Es un místico con mucho miedo de que los terrenales lo destituyan.

EL POLLO PÉREZ FRAGA LE DICE A CUITLÁHUAC QUE TODOS LOS GOBERNADORES HABÍAN APOYADO EL CARNAVAL DE VERACRUZ

En los 97 años que tiene el Carnaval de Veracruz, todos los gobernadores, sin distinción de partido político, habían apoyado al Carnaval de Veracruz

Este lunes, Cuitláhuac García anunció que no apoyará económicamente al Carnaval de Veracruz, más que con seguridad, protección civil y difusión. Dijo que no le daría ni un peso al patronato organizador.

Ante esto, el presidente del comité organizador, Luis Antonio “El Pollo” Pérez Fraga, aseguró que independientemente de ideologías, en casi un centenario de existencia de los festejos del Rey Momo, todos los gobernadores, sin excepción, han apoyado a la máxima fiesta del pueblo veracruzano.

Porque es una fiesta del pueblo, no de un gobierno municipal, ni de una tendencia ideológica. Y los beneficios son para la economía de la región, no sólo de Veracruz. La derrama económica se esparce por Veracruz, Boca del Río, Medellín, Alvarado, La Antigua, e incluso más allá, por los visitantes que llegan y que antes o después del Carnaval visitan otras partes del estado.

“Así como ahorita con Formula 1, calculan 15 mil millones de pesos de derrama económica para la Ciudad de México, aquí se calculan 400 – 500, es muy difícil calcularlo, pero obviamente es una semana entera en que se benefician prestadores de servicios turísticos, desde la señora que vende picadas, tacos, tortas, los taxistas, camioneros, en fin, es la derrama económica más importante de la zona conurbada cada año (…) Ahí radica realmente la importancia del Carnaval, no por tener fiesta”, puntualizó.

“En estos últimos dos Carnavales el Ayuntamiento ha tenido que absorber todo el gasto, obvio es una situación difícil para este momento en que va saliendo una administración, que tiene que concluir sus obras de Gobierno Municipal, y una que va llegando que le llegan los recursos hasta abril o mayo, entonces es cuando más se requiere del apoyo del Gobierno del Estado para poderlo hacer posible”, expresó.

Igualmente mencionó que no es necesario que el gobierno del estado financie por completo las fiestas: “Hay gobernadores que aportaban artistas, compraban siempre tres carros alegóricos, el de gobierno del estado, el del DIF, el de Turismo, apoyaban con vallas por ejemplo, que nosotros dos millones y medio de pesos en vallas”.

Pérez Fraga insistió en que el apoyo puede ser en especie, pero si a la brevedad se ponen de acuerdo, podría dar tiempo suficiente para realizar la fiesta, que deja una derrama económica importante durante una semana.

De hecho, el Carnaval es una gran plataforma política que muy pocos han sabido aprovechar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close Bitnami banner
Bitnami